CARGANDO

Escribe tu búsqueda

Tecnología

¿Cuándo se inventó el primer auto eléctrico?

Compartir

primer auto eléctrico

Contrario a lo que suele pensarse, los autos eléctricos no son un invento reciente. Estos autos surgieron desde principios del siglo XIX y se desarrollaron de ese siglo e incluso a principios del siglo XX gozaron de gran apogeo. Sin embargo, a partir del año 1920 comenzaron a perder posiciones en el mercado automotriz. Te invitamos a conocer más sobre su historia.

Los primeros prototipos

Existen varias personas a las que se considera inventores del primer auto eléctrico. Por una parte en 1828, el húngaro Ányos Jedlik, desarrolló un pequeño auto que era impulsado por un eléctrico. Por otra parte en 1834 Thomas Davenport, un herrero de Vermont, creó un pequeño coche capaz de recorrer una pista electrificada.

Mientras que en Groningen en 1835, Sibrandus Stratingh y Christopher Becker construyeron un coche eléctrico a pequeña escala que era impulsado por baterías.

Adicionalmente en Europa y Estados Unidos surgieron locomotoras y autos eléctricos, sin embargo, las limitaciones de las baterías hacía que estos fueran considerados más una curiosidad, que una propuesta viable.

Los primeros automóviles eléctricos

automóviles eléctricos

El desarrollo de las baterías recargables en Europa permitió que estos modelos pudieran convertirse en una realidad, desde 1867 se desarrollaron prototipos de triciclos eléctricos en Austria y Francia. ​Sin embargo, no fue sino hasta 1884 que comenzaron a fabricarse en Reino Unido los autos eléctricos diseñados por Thomas Parker, que había creado varios sistemas de transporte eléctricos, preocupado por los efectos negativos de la contaminación en Londres.

De igual manera se promovió el uso y fabricación de este, no tenían vibración al circular, ni el olor y el ruido asociado con los coches de gasolina. Tampoco requerían cambios de marcha tipo de autos en Francia y Alemania. 

En Estados Unidos William Morrison desarrolló el primer automóvil eléctrico norteamericano en Des Moines, Iowa en 1890.

En esta época también se celebraban carreras y certámenes de velocidad, uno de los grandes hitos de los autos eléctricos fue ser los primeros en romper la barrera de velocidad de 100 km/h, con el Jamais Contente de Camille Jenatzy el 29 de abril de 1899.

 

Auge y decadencia de los automóviles eléctricos

En esta época y hasta 1920 los autos eléctricos gozaron de gran popularidad, si bien tenían limitaciones como una velocidad máxima de 32 km/h y una autonomía reducida. A principios del siglo XX, el 40% de los autos eran de vapor, el 38% eran eléctricos, y el 22% de gasolina. 

A pesar de sus limitaciones, los autos eléctricos ofrecían grandes ventajas en comparación con sus competidores. No vibraban al desplazarse, ni producían los molestos ruidos y olores de los coches de gasolina y vapor. Además de que no necesitaban manivela para arrancarse, ni cambios de marcha. Esto permitió que se popularizaran en las ciudades donde su autonomía reducida no constituía una desventaja.

En 1920 los autos eléctricos comenzaron su declive debido a distintos acontecimientos. Entre los que destacan el descubrimiento de grandes reservas de petróleo en todo el mundo, así como el desarrollo de infraestructura que requería autos con mayor autonomía. Además el inicio de la producción masiva de autos de gasolina hizo que los costos de estos autos se redujeran. 

A pesar de esto, el uso de autos eléctricos continuó en tareas específicas como taxis, furgonetas para la transportación de mercancías, carritos de golf y coches de uso industrial.

 

Una nueva era de autos eléctricos

  XC40 Recharge Pure Electric

A lo largo del siglo XX el desarrollo de autos eléctricos continuó con limitaciones, generalmente relacionadas con los altos costos de las baterías, su velocidad reducida y baja autonomía,  por lo que fueron considerados poco rentables. 

A raíz de la crisis petrolera de los años setenta, varios fabricantes empezaron a considerar a los autos eléctricos una opción. Es así que en 1977 surgió el prototipo eléctrico de Volvo, un auto de dos asientos de 2,68 metros de largo, con un motor eléctrico de 9.5 kW (13hp) integrado en el eje trasero. Lo que permitía una velocidad máxima de 70 km/h y requería una recarga de diez horas, después de dos horas de viaje.

Este germen permitió lanzar nuestro primer SUV totalmente eléctrico. El Volvo XC40 Recharge que además de ser totalmente eléctrico, es uno de los coches más seguros, capaz de recorrer hasta 400 km con una sola carga y cargarse hasta el 80 por ciento de su capacidad de batería en solo 40 minutos. ¿Te gustaría ser de los primeros en saber del Volvo XC40 100% eléctrico? Suscríbete en este formulario.

Suscríbete ya a nuestro newsletter para continuar informado con Volvo de tips, noticias y eventos más importantes de todo el mundo. ¡O agrega nuestro blog a tus marcadores para enterarte rápidamente de las últimas novedades del mundo Volvo en un solo lugar.

Etiquetas:
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
0
Nos encantaría saber que piensas por favor comenta.x
()
x