CARGANDO

Escribe tu búsqueda

Seguridad

7 útiles consejos para manejar con lluvia

Compartir

 

Manejar con lluvia requiere gran atención por parte de los conductores, el pavimento mojado y la poca visibilidad representan un reto importante hasta para los más experimentados. 

Si debes salir y en tu camino te toca conducir bajo la lluvia, te compartimos algunos consejos que te servirán para prevenir accidentes y manejar de forma segura. 

Enciende los faros

Cuando la lluvia es intensa, aún sin ser de noche, encender las luces de tu auto te hará más visible para otros conductores, ayudando a que puedan reaccionar oportunamente. Si es necesario puedes encender las luces de niebla, pero sólo las delanteras. 

Reduce la velocidad

Aunque este consejo puede parecer muy lógico, al manejar con lluvia, no sólo la visibilidad empeora, sino también las condiciones de la vía. Lo recomendable es disminuir la velocidad al menos un 10% menos de lo habitual.

Aumenta la distancia de seguridad

Se recomienda que la distancia de seguridad entre autos debe ser de 3 segundos, pues esta es en promedio el tiempo en que se puede hacer una frenada de emergencia. Si circulas a 120 km/h, en 3 segundos recorrerás poco más de 100 metros.

Cuando el pavimento está mojado, lo mejor es que la distancia sea al doble pues el auto necesitará más distancia para detenerse sin problemas.  

Circula en los carriles centrales

Lo más común durante la temporada de lluvias es que los charcos se acumulen en los extremos de las calles, si transitas sobre uno, puedes perder el control del volante si no vas muy concentrado.

Además, al circular por los carriles centrales, evitas salpicar a peatones y a otros conductores que circulan cerca de ti. Recuerda que es importante ser un conductor considerado. 

Presta atención al frenado

Al manejar con lluvia en la ciudad evita frenar de forma repentina, el pavimento mojado puede ser resbaladizo y podrías patinarte. Lo mejor es sacar el pie del acelerador, mantener las manos firmes en el volante y dejar que el auto reduzca gradualmente la velocidad hasta que sea seguro meter el freno. 

Si viajas en carretera y has pasado por varios charcos después de un rato de manejar, trata de pisar eventualmente el freno con suavidad de manera que se vayan “secando” y compruebes que van en buen estado. 

Para el caso de descensos, usa una marcha más corta y toca suavemente el pedal del freno si es necesario. 

Evita los cristales empañados

Conducir bajo la lluvia puede provocar que la visibilidad disminuya debido a vidrios empañados. Si este es el caso, dirige el aire acondicionado hacia los cristales, de esta forma la temperatura se equilibrará con la externa. 

En caso de que tu auto cuente con la opción de desempañar el vidrio trasero, también hazlo, pero si no, una forma de evitar que se empañe es activando la circulación del aire al interior. 

Lleva tu auto a los servicios correspondientes

Llantas, frenos y amortiguadores en buen estado, te permitirán conducir bajo la lluvia de forma más segura. Unas llantas en buenas condiciones brindarán mayor estabilidad y adherencia al pavimento aún en condiciones climáticas complicadas.  

Prevén accidentes y revisa que tu Volvo se encuentre en las mejores condiciones para conducir seguro bajo la lluvia. Recuerda que puedes agendar tu cita de servicio con María, nuestra asistente virtual. 

Suscríbete ya a nuestro newsletter para continuar informado con Volvo de tips, noticias y eventos más importantes de todo el mundo. ¡O agrega nuestro blog a tus marcadores para enterarte rápidamente de las últimas novedades del mundo Volvo en un solo lugar.

Etiquetas:
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
0
Nos encantaría saber que piensas por favor comenta.x
()
x